Estado del Tiempo
ciudad de Córdoba


Viva Córdoba
Córdoba que se enamora
y que escribe en las paredes
Córdoba que se nos cae
Córdoba que se levanta
viva Córdoba
Córdoba que se la aguanta.


Jerónimo Luis de Cabrera



Provincia de Córdoba


Cancionero II
Caballero de ley (vals criollo)

Calle 9 de Julio esquina Rivera Indarte,
corazón elegante de mi docta ciudad
donde late la vida al compás de los gritos
de un lustrín y los versos del cieguito cantor. [ Ver más ]





Las curiosas profesiones de la Córdoba colonial

En el censo de 1813 se registraban en la categoría “profesiones” a mudos, ciegos e inútiles. El oficio más popular era el de hilandero
  Imagen de una Córdoba colonial  
Los oficios con los que se dibuja la imagen típica del 25 de Mayo guardan poca relación con los trabajos más comunes de la Córdoba de hace 200 años.

Los pintorescos faroleros, veleros y lavanderas eran los menos ante la mayoría agricultora, hilandera y tejedora.
Los datos se desprenden del censo realizado en Córdoba en 1813 a pedido del Primer Triunvirato, que arrojó el resultado de 71.637 cordobeses, un 54 por ciento de mujeres y un 46 por ciento de hombres.

Uno de los aspectos más curiosos es que en la categoría “profesiones” aparecen registrados 29 “dementes”, 46 “ciegos” y 89 “inútiles”. ¿Por qué?
“Uno de los motivos del censo era saber con qué cantidad de potenciales reclutas se contaba. El objetivo era clasificar a las personas en aptas e inaptas para el ejército, por eso consignaban las afecciones, discapacidades y situaciones específicas”, indica la historiadora Mónica Ghirardi.
Los más populares:
Los hilanderos sacaban ventaja a cualquier otra profesión de la época, con 16.400 registros. Aunque no se distingue entre mujeres y hombres, se sabe que el hilado era un oficio muy común entre ellas, al igual que el tejido, que era practicado por casi 5.000 personas.
Los agricultores conformaban la segunda categoría más popular, con casi 8.000 trabajadores. También se multiplicaban las costureras (3.240), peones (3.175), camperos (1.789), chalanes (1.909) y hacendados (1.217).
Otras curiosidades:
Había cuatro cirujanos en la ciudad sobre un total de 10 en toda la provincia. También se contabilizaban cuatro enfermeros, un farmacéutico y tres curanderos, además de 7 parteras y 2 “amas de leche”.
En el ámbito del derecho, había 15 abogados y 21 jueces. Y en materia artística, 29 músicos, dos escultores y un titiritero, que vivía en el curato de San Javier.
Una curiosidad más: en el registro aparece la categoría “gobernador” en la que, como se podía esperar, sólo un censado dijo que ostentaba ese cargo.

Larga vida: El censo de 1813 también sirvió para obtener datos demográficos inexistentes hasta ese momento en cuanto a las edades y estados civiles.
Un detalle llamativo es que entre los 15 y 29 años se detectó un marcado predominio femenino. Los historiadores creen que el desequilibrio intersexo podría haberse originado por la movilización de los varones y el sub registro para evitar incorporarse al Ejército.
Si bien a fines del siglo XVIII la esperanza de vida era sorprendentemente baja, apenas 30 años, en el censo de 1813 se registraron varios casos de octogenarios y centenarios. El más llamativo fue el de Cristóbal Soria, el hombre más longevo de Córdoba en ese tiempo.
“Era un indio de la campaña cordobesa. Tenía 110 años, era viudo y vivía en Río Segundo. Está consignado que vivía de la limosna”, cuenta Ghirardi.

Fuente
La población de Córdoba en 1813. Facultad de Ciencias Económicas. Instituto de Economía y Finanzas. Córdoba, 1995.
Comentarios: Enviar Comentarios

gladys dijo...

exxelente! interesante y entretenido...
23 junio 2013 18:44

Copyright © 2008 WebAdventure, All rights reserved - info@webadventure.com.ar

 
     
fringe hair extension remy nail tip hair extensions clip in hair extensions uk natural hair shaved sides and back 4c clip in hair extensions human hair wigs uk best tape in hair extensions brand honey blonde brazilian hair bundles hair extensions haircut at home service near me nadula brazilian hair hair extensions